miércoles, 9 de septiembre de 2015

Maltratadores potenciales

Es unánime. Basta hablar de feminismo y de agresiones machistas en Internet para que salte el clamor: not all men, no todos los hombres somos iguales, no generalices, no todos somos así. El griterío es tanto mayor cuanto más difusión tiene la persona que ha hecho la afirmación inicial: yo estoy escribiendo esto, por supuesto, al hilo del flame que ha provocado el último artículo de Barbijaputa, pero se pueden citar muchos ejemplos. Cada vez que alguien dice que todas las mujeres son potenciales víctimas de maltrato y agresiones (y no digamos ya si la frase está construida al revés, afirmando que todos los hombres son potenciales maltratadores) Internet bulle de bilis.

Volvamos al ejemplo del artículo de Barbijaputa. Dice lo siguiente: “Al igual que todas las mujeres somos víctimas potenciales, los hombres son verdugos potenciales. ¿Quiere decir eso que todas las mujeres vamos a ser violadas o maltratadas? No. Al igual que no todos los hombres serán violadores o maltratadores”. Si eres hombre es muy probable que te hayas sentido incómodo al leerlo. Yo mismo me sentía así no hace tanto tiempo. Pero en esas líneas hay una palabra, una palabrita de nada, que convierte un insulto directo a tu ego y a tu masculinidad en una inofensiva descripción de hechos.

La palabra es “potencial”.

La palabra “potencial”, como es de sobra conocido, proviene de la filosofía. Aristóteles distinguía entre potencia (lo que aún no es y puede –o no– llegar a ser) y acto (lo que ya es). Decir que un hombre es un maltratador en potencia es, simplemente, decir que en algún momento dado puede llegar a maltratar, no que lo haya hecho. Tranquilo, amigo de Internet: nadie te está llamando maltratador.

“Bueno, pero es que me ofende que digan que puedo llegar a maltratar”. ¿Por qué? ¿Es que acaso crees que es imposible? ¿Tan descabellado te parece? ¿Tan lejos crees que estás de algo así?

Voy a contar una anécdota personal. Supongo que es bastante común en la adolescencia hacerse preguntas del estilo “¿matarías alguna vez a alguien?” Una de las cosas que más me marcó en su momento fue el darme cuenta de que la respuesta era “sí”. Sí, puedo imaginarme múltiples razones por las cuales acabaría matando, agrediendo a alguien más débil que yo o realizando cualquier vileza semejante. Sé que son cosas que están mal, pero las reconozco como posibles: soy potencialmente un asesino, un maltratador, un violador, un genocida. Esa potencia está en mí, esperando a que surjan las condiciones adecuadas para convertirse en acto. Y, por desgracia, también está en ti.

Repito que esto fue durante mi adolescencia, es decir, antes de meterme en todo el tema del feminismo, cuando aún creía en la existencia de hembristas y sentaba cátedra sobre quiénes eran exageradas y quiénes no. En ese momento entendí que no era un ser de luz, que soy potencialmente un cabrón con pintas. Y eso fue sin ser consciente, por ejemplo, de que las circunstancias que en nuestra cultura definen a un “hombre de verdad” (escasas habilidades emocionales, glorificación de la violencia como forma de resolución de conflictos, etc.) son también predictores de violencia.

Si yo fui capaz de darme cuenta de eso (que tampoco creo que sea una revelación divina) siendo un niñato de quince años, ¿cómo es que tan poca gente parece entenderlo? Se sitúan a priori, antes de hacer ninguna reflexión, en la posición ideal de “buenas personas”, y acto seguido pasan a categorizar al maltratador o al feminicida como “el otro”. “Eso son cuatro locos”, “es que ya se sabe los moros”, “claro, si era un borracho y un drogata”. Cosas que yo no soy, porque yo soy una buena persona.

¿Por qué? ¿Por qué nos resistimos a reconocernos como seres potencialmente malvados? Creo que porque da mucho miedo. Nadie quiere estar en esa posición, nadie quiere compartir categoría con esos que salen en las noticias esposados, con esos a los que busca la Policía, con esos que han matado. Pero va más allá. Es miedo, sí, pero también es miedo a la libertad.

Cuando te reconoces como maltratador potencial se abre frente a ti un enorme campo de libertad: ahora que ya has reconocido la posibilidad, puedes trabajar para que nunca se cumpla. Puedes luchar para que la potencia nunca llegue a ser acto. Sin embargo, la libertad siempre tiene el reverso de la responsabilidad: para evitarlo no basta con afirmar “yo nunca voy a ponerle la mano encima a una mujer”. La violencia de género empieza con manifestaciones sutiles y diarias: manipulación, pequeñas ofensas, luz de gas… cosas inocentes, y a veces exigidas culturalmente para “no ser un calzonazos”, “no dejar que ella te controle” y mierdas similares. Rebelarse contra eso es mucho más duro que comprometerte a no pegar. Exige un trabajo constante y diario, y es ingrato porque te obliga a discutir con gente, a perder estatus y a revisar comportamientos del pasado.

Por eso, frente a ese abismo de responsabilidad que supondría el reconocerte a ti mismo como un agresor potencial, la reflexión se corta. Afirmamos “no, yo nunca sería eso” y ya está, no hay más que hablar. Pero notamos la debilidad de esa afirmación. Y por eso, cuando alguien nos interpela sobre este tema reaccionamos con incomodidad, con sarcasmo, incluso con violencia. Porque sabemos que, en realidad, definirnos a priori como seres de luz que nunca maltratarán es eludir el problema.

Es por eso que a mí la mayoría de generalizaciones sobre los hombres no me molestan. Sí, todas las personas somos potencialmente cualquier cosa, y además, por nuestra educación y nuestra cultura, los hombres somos potenciales maltratadores de género. Pero esa potencia está en nuestras manos: podemos evitar que se convierta en acto. Y, como podemos, debemos.


[ADDENDA 10/09/2015, 02:15 - Comentarios cerrados durante un tiempo porque, sinceramente, paaaaaaso mucho.]




39 comentarios:

  1. Me parece una defensa de un artículo tremendamente necio, el mismo argumento que sirve para defender el artículo sirve para vaciarlo de todo contenido.

    Asi como usted reconoce que todos somos potencialmente cualquier cosa yo podría afirmar que todas las mujeres son "Potencialmente" asesinas que se dedican a mutilar y castrar hombres para despues asesinarlos, y no sería menos cierto que la afirmación "Todos los hombres son potenciales maltratadores".

    En otras palabras decir X es potencialmente Y es hablar de un supuesto, una posibilidad, no una realidad, no tiene por tanto mayor peso que el que pueda tener cualquier ficción.
    Aun así parece que ejemplos espurios y vacios de todo contenido sirven para criminalizar a algunos colectivos.

    En fin, aberrante, aunque no se sostiene ante el mas mínimo análisis crítico.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Vaya, parece que el artículo ya ha llegado a Menéame.

      Eliminar
  2. No tengo tiempo asi que voy a sintetizar: siempre me he reconocido como un potencial x, al igual que el resto de la humanidad. El caso es que es facil poner al hombre en el foco mediatico porque su forma de violencia es explicita, facil de detectar. La mujer es fisicamente inferior, asi que ejerce la violencia psicologica en su lugar. Es sutil, metodica. Manipula a terceros para que hagan el trabajo sucio y se manchen las manos por ella, ejerce el maltrato emocional, el chantaje emocional. No deja huellas porque sus metodos estan regidos por la sociopatia.

    No hay que olvidar que existen carceles para mujeres. ¿Por que entonces esta presion sobre el hombre? ¿Presionamos igual a los musulmanes porque todo el que lee el Coran es un potencial inmolado?

    Existe esta alarma por la capacidad que tienen las mujeres de victimizarse y convencer a su entorno de que deben ser protegidas, "yo, yo, yo soy la potencial victima", esta es la forma mas clara de considerarse un ser de luz.

    Hemos conseguido que la paranoia que caracterizaba individualmente a las mujeres se haya convertido en un fenomeno de histeria colectiva. Y los afectados no solo lo estamos permitiendo, lo estamos alentando.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo de las mujeres sibilinas y manipuladoras, y los hombres violentos pero sin doblez, es muy viejo y ya huele a cerruno. Anda que no hay tíos que maltratan psicológicamente... pero qué sabré yo ¡soy una paranoica! En fin: no.

      Eliminar
    2. Los hay y no he dicho lo contrario. Sin embargo no es su especialidad. La testosterona induce al uso de la fuerza fisica como forma de someter al debil. De hecho, la violencia psicologica suele ser, no en todos los casos pero si muy a menudo, un complemento de la anulacion fisica, de la filosofia "aqui mando yo porque soy macho alfa".

      Todas las formas de violencia existen en el mundo y todos los humanos son capaces de ejecutarlas. Son otros los que se empeñan en distinguir entre el colectivo victima y el colectivo verdugo.

      Entiendo lo que quiere decir el autor de este articulo. Yo se que soy una amenaza, en determinadas circunstancias soy un ser peligroso debido a que el cerebro no funciona igual de bien bajo ciertas situaciones, como en mi caso, la falta de sueño. Se reconocer que tengo el potencial de hacer daño y que a veces deseo hacerlo, aunque mi voluntad se imponga al final y prime el sentido comun, tras un ejercicio de autocontrol mas dificil del que muchos comprenderian.

      Son otros (u otras) quienes no quieren reconocer que no son solo victimas en esta sociedad. Son esas personas las que deberian observarse a si mismas en lugar de gimotear por agresiones de otros que ni siquiera les han sucedido aun. Quiza resulte que al final del dia, el dolor que han causado es superior al que han recibido.

      Eliminar
    3. Sí, porque "la paranoia que caracteriza individualmente a las mujeres" y tal; la cultura de la violación, el alto número de feminicidios, la desigualdad laboral, el acoso (en la calle, en las redes sociales...) con que nos cruzamos cada día, no son motivo para "gimotear". Que algunos se agobian si nos quejamos (venga, y ahora toca el argumento de "todas las violencias son malas)

      Eliminar
    4. La cultura de la violacion entenderia que te supusiese un problema si vivieramos en la India o Africa... Esto es igual que si yo digo que mi hermana de 10 años tiene opciones de acabar en una fabrica textil de esclavos, solo porque en Asia Oriental es así. Y ya de ahí el resto se deduce.

      También me repatea el asunto de la desigualdad laboral. Te contaría una cosa pero me saldrías con que las vivencias personales no son válidas y etc. Voy a ahorrármelo, porque este tema me pone los pelos de punta. Me irrita demasiado como para discutirlo con una persona irritante.

      No, no toca el argumento de que todas las violencias son malas. Lo lamento, pero el argumento principal sigue siendo el mismo; vuestras quejas no solamente hacen demasiado ruido, sino que se retroalimentan e infectan a otras mujeres a las que no les ocurre ni nunca les ha ocurrido absolutamente nada. No es cierto que tengais mas problemas que los demás ni que la cultura "patriarcal" sea el origen de todas vuestras desdichas, pero algunas poneis mucho empeño en reflejarlo así. Y me parece lamentable escuchar siempre esa letanía de "ay de mí, por qué tendré que haber nacido mujer". Todas las mujeres con personalidad que conozco llegaron a donde quisieron y nadie se lo impidió. Y cuando un hombre las molestó, se deshicieron de ellos. Igual que yo me deshago de un atracador cuando me asaltan, sea solo o con ayuda de la policía. ¿Es una mierda que existan atracadores? Sí, no vivimos en los mundos de yupi. Eso ya lo sabemos todos.

      No vale estar todo el día con el cuento de que hay un colectivo malo y un colectivo victima. El daño que tú puedas causar cuando termine el día de hoy quizás sea mayor que el daño que hayas recibido. Y no estoy hablando de "potencialmente"...

      Eliminar
    5. El maltrato físico siempre está precedido por el psicológico , es por ello por lo que las víctimas no abandonan a sus maltratadores en el primer golpe.

      Nada más ruin , que llamar a las víctimas , maltratadoras psicológicas histéricas.

      Eliminar
    6. El binomio "hombre = maltrato físico" / "mujer = maltrato psicológico" es falso. Como ya te han dicho, para que la víctima de maltrato físico lo aguante y no "denuncie a la primera señal" (consejo muy difundido y muy inútil) son necesarios meses o años de comida de coco, luz de gas y destrucción de autoestima. No es que sea "un complemento": es que es el prerrequisito. Las tonterías sobre especialidades y testosteronas son eso, tonterías, y no voy a dignificarlas con una respuesta.

      ¿Lo de las cárceles para mujeres es alguna clase de broma de mierda que no acabo de pillar? ¿Cuándo ha negado nadie que haya delincuentes mujeres?

      Y luego, claro, ya pasas directamente al insulto (paranoicas, histéricas, todo el conjunto), al victimismo (los pobres hombres maltratados psicológicamente, en línea con la patochada a la que me he referido en el primer párrafo), a hablar sin saber (decir que la cultura de la violación no está presente en nuestra cultura es no tener ni idea) y el canto a la individualidad (las mujeres de verdazzzzzz son fuertes, llegan donde quieren y se deshacen de los acosadores que no están influidos por cultura machista alguna). Para rematar cada comentario con una coletilla misógina.

      Especialmente preocupante me parece lo de que decidas que "infectan a otras mujeres a quienes nunca les ha ocurrido nada". ¿Qué pasa, que tu novia (que tú crees que nunca le ha ocurrido nada porque nunca te lo ha contado) se ha vuelto feminazi desas y te dice cosas molestas en vez de limitarse a escuchar tu verbo encantador? Porque se te ve resentidito y muy empeñado en llevarlo a lo personal.

      Eliminar
    7. Una vez leí que una mujer maltratada antes de denunciar recibe de media unas 30 palizas. Reconozco que era un libro de ficción, con lo que es posible que la cifra este aumentada (aunque se de buena tinta que la autora se informó al respecto, llegando a contactar con centros donde ayudan a estas mujeres), pero refleja un hecho muy certero:

      Todo maltratador requiere de violencia psicológica para doblegar la voluntad de la víctima y así tener campo abierto para hacer lo que le venga en gana. Así que seguir insistiendo en que los hombres "solo pegan" -como si fuera poco- es la argumentación más absurda que os podéis sacar de la chistera en estos casos.

      Eliminar
    8. No sólo absurda, sino peligrosa. Conseguir que nos creamos que el hombre maltrata físicamente y la mujer maltrata psicológicamente es el paso previo necesario para culpabilizarlas por aguantar una situación de maltrato, no denunciar, retirar denuncias, etc. Al fin y al cabo, si negamos que el maltratador lo primero que hace es joderle la autoestima a la víctima, nada explica que ésta se quede ahí salvo que sea tonta o le guste que la traten así.

      Eliminar
  3. En serio, la tozudez de alguno es cosa de hacérselo mirar. Cada vez tengo más claro que no lo entendéis porque no queréis. Incluso que os esforzáis en no entenderlo. Sí, va por los dos comentarios anteriores.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No he intentado contradecir al articulo en modo alguno, me he adelantado a quien pueda hacer un uso inadecuado de el dejando las cosas claras. Yo soy una amenaza potencial y en mi fase 2 del sueño el genocidio de masas me resulta una idea incluso agradable si alguien interrumpe mi descanso. No estoy de broma. Quien duerme conmigo es la persona mas afectada por eso, como es natural. El caso es que no es un problema social; es un problema cognitivo, biologico, que hemos resuelto a nivel personal, pero el riesgo esta ahi. Todos somos personas peligrosas.

      ¿Que es entonces lo que no he entendido? Quiza es al contrario. Puede que quien haya querido usar este argumento para justificar de nuevo que el ser una amenaza o no es una cuestion de genero, no haya entendido el concepto "todos" debidamente.

      Eliminar
    2. Quizás es que no ha quedado clara la parte en la que digo que las características que definen al hombre de verdad son predictoras de violencia... Y mira que lo he dicho con esas mismas palabras, ¿eh? Pero nada, será comparable eso a que te despierten cuando estás dormidito.

      Eliminar
  4. A mí, viniendo de otro contexto totalmente, pero en realidad en torno al mismo concepto, me abrió los ojos Zimbardo con "El Efecto Lucifer" y su experimento de Stanford. Él se preocupaba por la posibilidad de violencia entre presos y sus guardas, pero en realidad la premisa era la misma. Además, a lo largo del ensayo te va proponiendo situaciones de "¿crees que habrías hecho lo mismo?" y es horrible ver como, aunque quieres creer que no, los datos indican que, probablemente, sí.

    Su teoría es que, por suerte o por desgracia (es algo que aún no tengo claro) no hay buenas y malas personas, y bajo determinadas circunstancias y condiciones, todos podemos acabar siendo esa "persona horrible" que creemos tan ajena a nosotros mismos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No he leído el texto de Zimbardo, aunque sí conozco el experimento. Viene muy a cuento, desde luego: hay tantas cosas que dependen de las circunstancias que pretender que estás aislado de las mismas es ilusorio. Y cuando es tu propia educación la que te predispone a ser violento...

      Eliminar
  5. Hemos llegado a un punto en el que "no ser un calzonazos" o "no dejar que ella te controle" es un terrible acto de violencia de género.

    Casi que me voy castrando ya mismo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A ver si es verdad. Manda fotos para demostrarlo.

      Eliminar
    2. +1+1+1+1+1 a lo de Tuti.

      Y aquí tenemos a un maltratador en potencia de forma más clara. ¿Por qué? Porque pensar que no tienes que ser un "calzonazos" es ya una expresión machista (pista: nadie dice calzonazas) y que lo que acabarás haciendo es ejerciendo tú el poder sobre ella con ese tipo de pensamientos.

      Na.

      Eliminar
  6. Conocí a un hombre que nunca se sentía mal cuando yo ponía a los hombres de vuelta y media, debido a mis experiencias. Nunca se molestó porque él no se sentía agredido pues sabía que hablaba de otra clase de hombres donde él no cuadraba. Y, no cuadraba porque siendo hombre no era un machista. Tenía ojos para ver y oídos para oír y sabía que lo que yo contaba no era cuento, ni victimismo pero, entendía mi posición, mi frustración por no tener manera de defenderme. Sé que si alguna vez se harta de su mujer la dejará antes de machacarla psicológicamente o engrosar las listas de violencia doméstica. Por eso, no entiendo que haya gente que llame a cualquier mujer no sumisa o no convencional como feminazi. Que haya mujeres que dicen llamarse feministas y son odiadoras de hombres, no quiere decir que el feminismo sea una ideología de la supremacía de la mujer sobre los hombres, como los detractores del feminismo hablan. También las sufragistas se vieron vilipendiadas y gracias a ellas, las mujeres podemos votar.
    Si no eres un macho dominador no veo por qué os podeís sentiros vilipendiados. Yo, cuando hablan de una mujer manipuladora o machista u opresora, no me siento aludida porque nunca lo he sido.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ahora que tengo tiempo para relajarme voy a exponer esto de una forma comprensible, sensata, y lo más completa posible. Creo que para que dos personas se entiendan la honestidad es lo más importante, así que voy a ser honesto. Punto 1:

      Aunque no me considero un machista, eso no me hace totalmente inocuo frente a las mujeres. Existen circunstancias en las que ejercer la violencia frente a cualquier ser humano independientemente de su raza, sexo o edad, es una idea que puede abrirse paso en mi cabeza. Cuando estoy despierto y en mis cabales lo natural en mi es recurrir al diálogo, pero el cerebro es algo complejo y no siempre funciona igual de bien.

      Resumiendo:
      - Nadie está a salvo si consigue hacerme enfadar lo suficiente, ni siquiera una mujer.
      - Pero no voy a hacer daño a una mujer por el mero hecho de serlo.

      Punto 2. Tus cuestiones:
      - "No sé por qué un hombre que no sea un maltratador se siente ofendido por el feminismo."
      - "Quien odia el feminismo es porque dice que es una forma de supremacía de la mujer sobre el hombre y eso es falso."
      - "Hay hombres que entienden que mi caso no es victimismo, ¿vosotros no?"

      No creo que el feminismo sea una forma de supremacía. Al contrario, es una especie de complejo de inferioridad. Cada uno tiene su interpretación y todo el mundo cree que es válida, pero en general el clamor que se oye es "salvadnos de los malos". Los problemas de la humanidad son siempre los mismos; la gente mata, roba, engaña para conseguir sus propósitos, se comporta de forma egocéntrica y violenta, cada uno a su manera y con los recursos de los que dispone. Sin embargo, desde que aparecieron las redes sociales, ha sucedido un fenómeno extraño; parece que el problema de las mujeres es muy particular, separado del resto de problemas y más alarmante que los otros. La figura de que la victima es victima por el hecho de ser mujer, enlazando ambos conceptos como si fuesen recíprocos, se ha instalado en la sociedad. Ahora tenemos una especie de axioma incuestionable que dice "las mujeres solo pueden ser victimas, hay que protegerlas".

      A veces se excusa el feminismo diciendo que "también protege a los hombres sensibles de que los llamen nenazas". Esto seria una excusa ya pobre si fuese cierta, pero no lo es. ¿Por qué? Porque el feminismo está creando el concepto de que lo femenino es débil y debe ser protegido. Así que los abusos aumentarán en lugar de disminuir.

      Entiendo que si hay algo que te molesta es natural denunciarlo. No voy a decir que lo que te haya pasado a ti no sea grave porque no te conozco. Entiendo que hay mujeres que tienen problemas por el mero hecho de serlo, igual que hay negros que tienen problemas por el mero hecho de serlo, no voy a negar eso. Lo que a mi no me parece bien es que ese protagonismo está generando un efecto en cadena nada deseable; está diciendo a las mujeres que DEBEN tener miedo, las está influenciando para que se sientan amenazadas, como si fuesen más vulnerables que los hombres, como si fuesen especialmente sensibles a los problemas que afectan a toda la humanidad.

      ¿Por qué yo, si no me considero machista, veo mal el feminismo? Porque en la última semana he conocido tres palabras nuevas:
      - Neomachismo.
      - Postmachismo.
      - Micromachismo.
      ¿Esto te parece natural? ¿Que se vayan inventando palabras cada día para clasificarnos y etiquetarnos por nuestro nivel de inmoralidad? Me afecta personalmente, claro que sí. Mi pareja está cada vez más susceptible con asuntos cada vez más insignificantes. Llegará el día en el que se convenza que mi problema con el sueño no es hormonal sino social. Y entonces me tendrá miedo todo el tiempo.

      Si para evitar eso me tengo que convertir en la encarnación del azote contra el feminismo, pues que así sea. Sé que el feminismo es algo diferente dependiendo de en boca de quien esté cuando se habla de ello, que no existe "un feminismo verdadero". Pero cuando vea a alguien transmitir una idea que no comparto, la combatiré con todas mis fuerzas.

      Eliminar
    2. "Ahora que tengo tiempo para relajarme"
      "Mi pareja está cada vez más susceptible con asuntos cada vez más insignificantes"

      Teniendo en cuenta que te equivocas bastante en tu mensaje, me huelo también que te equivocarás también con tu pareja. Llamarla exagerada por cosas que quizás sean importantes también es machismo. Al final los comentarios que dejáis van a reafirmar el artículo: maltratadores en potencia. Lee un poquito más y escucha a tu novia, y déjate de azotes contra el feminismo que bastante nos azota ya la sociedad.

      Na.

      Eliminar
    3. Mira, Anónima, ya te han contestado. Se sienten vilipendiados porque de repente su "no soy machista pero" ya no cuela.

      A ver, al cuñadazo misógino de arriba, unos apuntes a vuelapluma:

      "Mimimimi complejo de inferioridad mimimimi". Porque claro, denunciar que la sociedad discrimina a las mujeres y que lo que quieres es precisamente que éstas sean valoradas por lo que son es complejo de inferioridad. Aro, aro.

      "Sin embargo, desde que aparecieron las redes sociales, ha sucedido un fenómeno extraño; parece que el problema de las mujeres es muy particular". JAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJA

      Ay, espera...

      Espera...

      JAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJA.

      Las redes sociales, dice... Sí, seguro que Simone de Beauvoir escribía tuits y Betty Friedan era un hacha del Tumblr.

      Ay...

      "en la última semana he conocido tres palabras nuevas". Y, por supuesto, como tú las has aprendido todas juntas en una semana ya tu cabeza no da para más y te parece horrible que haya gente tratando de describir la realidad.

      "Mi pareja está cada vez más susceptible con asuntos cada vez más insignificantes." Mira, pues sí que era eso. Ains, si es que se os ve venir. Espero que reúna fuerzas para dejarte antes de que le hagas algo en uno de esos arrebatos del sueño, la verdad.

      Huy, azote del feminismo, dice xD Ponte a la cola, que misóginos hay un rato. Mi consejo es que intentes que no se te vea tanto el plumero.

      Eliminar
  7. "Todas las mujeres son potenciales víctimas y todos los hombres son potenciales maltratadores". Eso es un sinsentido, es una tautología (para los vagos: https://es.wikipedia.org/wiki/Tautolog%C3%ADa), es como no decir nada, es como decir que esto es esto, es como decir que el cielo es verde o no, es como... ¿Para qué seguir discutiendo? no hay conclusión lógica posible si no hay premisas válidas. Para humor absurdo prefiero a Faemino y Cansado. Y pensar que por esto la gente se monta un flame DPM...

    Leyendo cosas como esta pienso, "joder, deberíamos suicidarnos todos preventivamente ya que en nuestro interior habita la semilla del mal". El feminismo, creo, va de otra cosa, amij@s. No creo que consigamos erradicar cualquier forma de discriminación discriminando. No erradicaremos los prejuicios con más prejuicios. Satanás debe estar tan contento con feministas como vosotros.

    Pero seguid con el raca-raca, eh, que no pare la rueda. "Violentia nemo imperia continuit diu"

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Entonces ya te has suicidado? Como lo piensas, chico... chico, muchos esperamos que actues.

      Eliminar
    2. ¡Toma ya, condescendencia con entrada de Wikipedia y lección sobre lógica incluida! Ay, sois tan monos...

      Eliminar
  8. Un maltratador es alguien que mantiene una conducta continuada en el tiempo, de forma consciente y deliberada. No se trata de que cualquiera pueda en un momento mostrar un episodio de agresividad o enfado o ser hiriente en el trato con una mujer o cualquier persona. Lo que demuestra, que tanto el autor como "Barbie" exhiben un tremendo desconocimiento de tema y un concepto estereotipado de ese comportamiento con el propósito de caricaturizar y señalar a un genero con el dedo.

    Frivolizar y hacer ideología de un comportamiento socialmente censurable, es una formar de reafirmar los propios prejuicios y alimentar el desdén por un genero, sea hombre o mujer.

    Potencialmente, todos somos Ronald McDonald también.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Te pones a hablar de maltratadores y no de maltratadores potenciales. Te pones a hablar de que es consciente, deliberado y en un tiempo que tú decides. Le criticas al feminismo hacer ideología sobre el maltratado en la violencia de género.

      Sí, se nota que tú controlas un montonazo el tema.

      Na.

      Eliminar
    2. De hecho, mi texto se basa precisamente en la idea de que, como ser un maltratador es una conducta continuada en el tiempo que empieza con pasos muy leves, cualquiera puede caer ahí salvo que se lo trabaje mucho para evitarlo. Pero tú a tu ritmo.

      (Por cierto, que el maltratador lo hace consciente y deliberadamente sólo es medio verdad. Sin duda la conducta lo es, pero no la valoración. Normalmente el maltratador cree ser una víctima de la mujer que no le hace caso / no se somete / toma sus propias decisiones, y en consecuencia lo que él cree estar haciendo es devolver las cosas a su cauce correcto. Otra razón para estar muy alerta ante el propio comportamiento.)

      Eliminar
  9. Es tal la relatividad de la moral en muchos casos, que incluso ejercicios de ficción pueden sorprendernos. ¿Quién ha visto o leído "El señor de las moscas" de Godwin y no se ha sentido como mínimo perturbado con la muerte de aquel pobre niño a manos de otros niños?
    Han citado por ahí arriba el experimento de los presos y los guardianes, y me parece muy pertinente. Demuestra como las circunstancias adecuadas (autoridad y medios materiales adecuados en este caso) son una fórmula perfecta para crear una situación de opresión que puede llegar a lo bestial. Podemos citar tantos y tantos otros experimentos que se han hecho a lo largo del tiempo (con electroshocks, con programas de televisión falsos, etcétera) y el resultado es el mismo. Un pueblo entero (el alemán), en las circunstancias adecuadas (nazismo) se convirtió en una turba de asesinos y de encubridores de asesinos.
    Lo perverso de todo esto, es que en la mayoría de los casos no eres consciente de lo que sucede. Los alemanes hacían "lo normal", los de los electroshocks hacían "lo que se les había pedido", y los de las prisiones pues más de lo mismo. Que te dieras cuenta o no cambiaba mucho las cosas. Puede que hicieras cosas malas, pero ¿eres realmente una mala persona si no sabes que esas cosas están mal? ¿Qué decimos de los más de 50 años de mala conciencia del pueblo alemán tras la segunda guerra mundial? Una mala persona no sentiría remordimientos al revelarle su maldad...
    Pero me voy un poco por las ramas. Cuando se dice "potencial" en este caso, los aludidos podrían pensar un poquito más antes de reaccionar como resortes y pensar en todo esto. Que seas loquesea potencial, no significa que seas directamente malo. La maldad es una cosa mucho más compleja de definir de lo que parece, especialmente cuanto más nos acercamos al mundo del día a día y la cosa se vuelve cada más sutil. Especialmente, y como se ha repetido en numerosas ocasiones a lo largo de artículos y comentarios, por las circunstancias. Y piénsese mucho en lo que implican las circunstancias. En nuestra sociedad se le quiere quitar peso a esta cuestión y es un error garrafal y a veces hasta letal. Como dejamos todo sobre los hombros del sujeto, hacemos que todo dependa única y exclusivamente de lo personal y de lo íntimo. De ahí salen los coachers, los motivadores, los self-made man y toda esa caterva de Paulos Coelho. Gente que te dice que si eres pobre o que si eres infeliz o que si eres feo es sólo cosa tuya. Ye vendrá Supermán a salvar el día. De ahí salen todos esos rebotes cuando sale un término tan impersonal como "potencial" y nos encontramos reacciones viscerales y lloros y pataletas varias.
    Así que no, no deberías sentirte ofendido si te dicen que puedes ser un violador potencial, de la misma forma que no deberías escandalizarte si te dicen que eres un potencial suicida, o un potencial ladrón o lo que sea.
    Así que recuerda, "potencial" implica no sólo elecciones voluntarias sino también circunstancias, en muchos casos, involuntarias.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. "El señor de las moscas" es de Golding. De Godwin es la ley sobre citar a los nazis en un debate :p Pero es otro buen ejemplo: niños normales que, en condiciones adecuadas, acaban en la miseria, matándose entre sí y adorando a cabezas de cerdo. Igual que el experimento de Milgram, el de Zimbardo y otros menos famosos.

      Y no es sólo hacerle daño a terceros: una amiga psicóloga me habló de un experimento que consistía en poner al sujeto de pruebas en una sala con otras personas, que eran actores pagados por los entrevistadores. De repente, de una puerta empezaban a salir señales evidentes de que se quemaba el edificio (humo, luz, olor a quemado), pero en la mayoría de los casos el sujeto no se movía porque los demás tampoco lo hacían, y negaban estar notando nada. Si renunciamos así de alegremente a la autoconservación, ¿cómo no vamos a renunciar a cualesquiera otros principios... en las circunstancias adecuadas?

      Y estoy aplaudiendo los tres últimos párrafos, especialmente el antepenúltimo. Decirte que eres un maltratador potencial sólo implica decirte que las circunstancias cuentan. No es más que eso.

      Eliminar
  10. Pues diles tu q ellas por ser mujeres, son potencialmente putas ....a ver si se lo toman bien...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hey, eso no se me había ocurrido, muy ingenioso!

      Eliminar
  11. "Cuando te reconoces como maltratador potencial se abre frente a ti un enorme campo de libertad"

    Es imaginarme a alguien pensativo, llegando a semejante deducción de si mismo y no puedo evitar reírme a carcajadas. Me recuerdas a los fanáticos religiosos que dicen haber descubierto la fe cuando deducen que son pecadores potenciales y que luchando contra sus propios deseos encontrarán la libertad.

    De iluminados está el mundo lleno, al menos algunos hacéis gracia con vuestros disparates.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. "Me recuerdas a los fanáticos religiosos que dicen haber descubierto la fe cuando deducen que son pecadores potenciales y que luchando contra sus propios deseos encontrarán la libertad"

      ¿Estás diciendo que los deseos propios de los hombres son maltratar y someter a otras mujeres?

      Luego que si #notallmen...

      Eliminar
    2. Dices "semejante deducción de sí mismo". Y yo, troll mío, estoy de acuerdo contigo en que es una deducción de mierda, pues es algo evidente. Pero mira la cantidad de gente que se escuece cuando hablo de ella.

      Por otra parte lo que ya te han dicho: deseos de maltratar mujeres tendrás tú, no yo. Yo lo que reconozco es que, dada mi educación y dada la naturaleza evolutiva y autojustificativa de la violencia de género (el maltratador nunca cree estar maltratando) soy potencialmente peligroso para las mujeres que me rodean. Y por eso tengo que tener un ojo puesto en mi conducta.

      Eliminar
  12. Yo le soltado una bofetada a una chica con 16 años por intentar meterme mano en el autobús. ¿Soy un maltratador potencial o ilusorio? Te aseguro que no y que nadie probablemente lo considerase así. Y no voy a culpabilizarme por sentirme agredido.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mí me parece bien que se reaccione contra el acoso callejero. El tema es que, donde tú te sientes lo suficientemente capacitado como para pararle los pies (incluso violentamente) a quien transgrede tus límites, una mujer es más probable que se quedara paralizada porque en ella influyen toda una serie de factores (educación, miedo a que la otra persona sea más fuerte, falta de ganas de provocar un escándalo, incluso puede que resignación) que en ti no. Eso es lo que se denuncia.

      Eliminar